cardomaximo

Columnas periodísticas, intervenciones radiofónicas, escritos…

Archive for marzo 30th, 2011

Manuel Chaves, el bueno

leave a comment »

A MARIANO RAJOY le han regalado los suyos el libro ‘La agonía de Francia’, escrito por el sevillano Manuel Chaves Nogales en Londres, a donde había marchado huyendo de las botas nazis hollando los Campos Elíseos de París, ciudad en la que había buscado refugio a su vez huyendo de la barbarie de la Guerra Civil que plasmó con estudiada aversión por la propaganda en su imprescindible ‘A sangre y fuego’.

Nada más conocerse el obsequio por su cumpleaños, Rajoy bromeó: «Supongo que será Manuel Chaves el bueno», que es justamente el calificativo que usó Francisco Rosell para su impertinente biografía no autorizada del ex prócer andaluz: ‘El bueno de Manolo’, a quien implícitamente se refería Rajoy. La broma, como el presidente del PP, está cortita de ángel, entre otras cosas porque a Chaves Nogales nunca se le ha conocido por Manuel Chaves, ya que compartía nombre y primer apellido con su padre, el también periodista y bibliógrafo Manuel Chaves Rey.

Y en el «supongo» de Rajoy hay un lacerante desconocimiento de uno de los periodistas fundamentales en español, con una capacidad deslumbrante para contar la realidad en pocas palabras, casi ninguna imprescindible. De largo, el mejor periodista que ha dado Sevilla, precisamente el objeto de su obra más citada entre nosotros, ‘La ciudad’.

Pese a todo ello, Chaves Nogales nunca tuvo suerte aquí. Probablemente, de vivir ahora, le hubieran negado honores unos y otros, molestos con su independencia de criterio y temerosos de su habilidad para plasmar con medidas palabras impresionantes frescos sociales tan impresionantes como el mundo de los refugiados rusos en París o el de los revolucionarios bolcheviques en Moscú.

Hasta ayer por la mañana no rotularon una calle con su nombre -la de su padre, cronista oficial e historiador, es del año 1955-, mucho después de que la Fundación Luis Cernuda emprendiera la recuperación de su talento periodístico publicando las obras completas. Más cercano en el tiempo, Monteseirín usó una cita de su memorable ‘La ciudad’ para entoldar la comisaría de la Gavidia cuando prometió rehabilitarla. La lona decayó, como tantas promesas, pero el genio de Chaves Nogales se acrecienta conforme pasa el tiempo y se pone en valor su limpia mirada de periodista imparcial. Acaso su más digno heredero está ahora en la Cirenaica, describiendo con una pluma insobornable el avance rebelde en Libia. Lean sus crónicas y luego lean a Chaves Nogales. O al revés.

javier.rubio@elmundo.es

29/3/11

Anuncios

Written by cardomaximo

30/03/2011 at 12:02

Publicado en historia, periodismo

Tagged with ,