cardomaximo

Columnas periodísticas, intervenciones radiofónicas, escritos…

Archive for marzo 2012

¿Habrá alguien así?

leave a comment »

EL PRESIDENTE de la patronal sevillana, Antonio Galadí, ha trepado el olivo en cuanto ha visto el morlaco que han soltado en el ruedo político andaluz después de pasarlas canutas –avisos incluidos- en la lidia del primero de su lote, de la misma ganadería PSOE-IU, que no humillaba y llevaba la cara alta sin entrar al engaño además de desarrollar sentido por el pitón izquierdo. El líder de la CES ha dimitido y con él toda la cuadrilla del comité ejecutivo para dar paso a unas elecciones de las que tendrá que salir el nuevo presidente, cuyo retrato robot ha dibujado el propio Galadí: joven, honesto, empresario de verdad, sin filiación política, cuyo negocio no dependa de los favores de la Administración y dispuesto a dar la cara por Sevilla. ¿Habrá alguien así?

Poquitos, pero los hay. Sucede, sin embargo, que a medida que se van repasando los requisitos se van descartando candidatos hasta llegar a esa última exigencia rayana en el heroísmo –o lo que sería peor- en el martirio de su propia empresa por ponerle las peras al cuarto al poder establecido. El sistema está construido de manera tan diabólicamente perversa que aparta a todos los que se empeñan en nadar a contracorriente.

A Galadí, como a su antecesor Fernando Guerrero (que en gloria esté), se les consentía más por viejos que por diablos. Pero nadie por debajo de esa edad en la que ya se tiene muy poco que perder va a ser tan osado como para comprometer el futuro de su empresa (dependiente de permisos administrativos variados)  clamando en el desierto empresarial que describe el presidente dimisionario.

Sospechamos de inmediato de todos los que desafían el orden establecido. El resto es pura envidia: no puede haber nadie que saque la cabeza porque se expone a que se la corten. Una sociedad cobardona e hipócrita se maneja mejor con tipos maleables, volubles y acomodaticios que no cuestionen el status quo.

El equipo de “mediocres” –lo más suave que les llaman- de Javier Arenas en el PP andaluz se lleva las iras de quienes se sienten defraudados por la victoria estéril, pero nadie va un paso más allá del desahogo en la barra del bar. Hemos construido un sistema en exceso institucionalizado (partidos, patronal, universidades, sindicatos, colegios profesionales, cofradías…) en el que resulta dificilísimo tanto entrar como salir. En el fondo, estamos más a gusto con lo malo conocido que con lo bueno por conocer. Eso mismo acabamos de decir en las urnas, sin ir más lejos.

30/3/12

 

Written by cardomaximo

31/03/2012 at 11:13

Y entre medias, la caja voló

with one comment

HEMOS ESTADO tan atareados recontando votos, repartiendo tarta o
indagando en las razones de los abstencionistas, que ni siquiera nos hemos dado cuenta de que nos hemos quedado sin caja de ahorros. A decir verdad, la caja hacía tiempo que se metamorfoseó de crisálida que formaron El Monte y Cajasol en una mariposa que desplegaba sus vistosas alas de colorines incluso sobre el parqué de la bolsa madrileña para asombro general. Pero ahora ha volado hasta posarse en Barcelona, no sin la ayuda de Caixabank porque, por lo visto, las alas con las que nos quiso hacer creer que podía volar sola, en realidad le nacieron atrofiadas y eran sólo de adorno.

Ni a derecha ni a izquierda ni por el centro se ha oído ni media palabra sobre la consumación definitiva del fracaso colectivo más estrepitoso como ciudad, dueña del 1% del mayor banco de España. ¡Albricias! Queda de herencia, eso sí, un rascacielos a medio construir donde ya no irá la sede central de ninguna entidad bancaria y un puesto en el consejo de administración para el último presidente que tuvieron las cajas sevillanas. Lo que empezó torcido con aquella Ley de Cajas de 1999 de Magdalena Álvarez ha terminado de mala manera, con los catalanes de la Caixa acudiendo al rescate –nadie va a usar esa palabra yuyu– y las acciones de Banca Cívica desplomándose un 16% en el primer día de cotización tras hacerse oficial la absorción.

Ni cuando las cajas no tenían propiamente dueño y sus gestores hacían y deshacían en nombre de los impositores se había visto algo parecido. Porque Banca Cívica sí tenía propietarios: los accionistas a los que les colocaron en la red de sucursales las acciones que ayer cerraron cotización a 1,855 euros desde los 2,70 euros en que salieron en julio del año pasado. Al inversor que se jugó 2.500 euros, el mínimo en el tramo minorista, le van a dar acciones de Caixabank por valor 1.824 euros. Un negocio redondo, por lo que se ve.

Tan redondo como el de la ciudad que ve volar definitivamente la caja única por la que tanto luchó o, al menos, aparentó luchar en aquel desafío al poder de Chaves de hace una década. Qué lejos queda ahora todo aquello. Mejor seguimos derrotando a los mercados en las urnas, como dice Valderas, que es más divertido y entretiene más.

28/3/12

Written by cardomaximo

29/03/2012 at 09:54

Ahórrense las lecciones

leave a comment »

NO ES NINGUNA errata el título, aclaración que no está de más ahora que tanta gente considera imposible acabar con el régimen socialista en Andalucía tras el último (latest but no the last) revés del PP en las urnas. No, las elecciones nunca están de más incluso si la cuarta parte del electorado se siente decepcionada con el resultado porque no se acompasa con sus expectativas. No, lo que hay que ahorrarse son las lecciones que nos brindan los analistas, opinadores y simples gentes del común de fuera de Andalucía, emperrados en el trazo grueso para explicar lo sucedido en las urnas.

Ahórrennos las lecciones, por favor, esa displicencia entre atrevida e ignorante con la que tratan de ahormar la realidad con el prejuicio con que se manejan; esa simplificación burda que confunde su deseo con la realidad; esa altanería con que desde Madrid (conste como sinécdoque) se mira a Andalucía como víctima de sí misma, como una región disminuida incapaz de llegar a la altura de su sesudo análisis.

En muchos comentarios publicados al hilo del inesperado resultado electoral del domingo late la suficiencia del que se imagina tocado por una gracia divina para librarse del destino que comparten todos a los que obsequia con sus opiniones, como esos demócratas que se permitían darle lecciones arrellanados en sus sillones en confortables apartamentos a orillas del Sena, a salvo de una redada policial o una encarcelación arbitraria, a los disidentes de la Europa soviética que tan bien retrató el historiador Tony Judt en su imprescindible Postguerra.

En muchos aspectos, la reacción con respecto al futuro socialcomunista que se avizora en Andalucía recuerda al desdén con que durante demasiado tiempo se acogió entre amplios sectores de la izquierda española la existencia misma de ETA como un problema exclusivamente de quienes vivían allí y con el que convenía no mezclarse lo más mínimo. En cierto sentido, recuerdan el rezo del fariseo por no ser como los publicanos: «Gracias, Dios mío, que no me toca vivir en Andalucía».

De verdad, ahórrense todas esas lecciones de suficiencia dialéctica con que nos martillean para descargar sus conciencias. En democracia, nadie tiene el gobierno que se merece sino el que, entre todos, se elige. Ahora más que nunca, el combate es por las ideas.

27/3/12

Written by cardomaximo

28/03/2012 at 09:15

Y ahora, a gobernar

leave a comment »

EL ‘EFECTO ZOIDO’ se ha desinflado. La carambola del PP para que sus alcaldes se presentaran como mascarones de proa en las listas electorales antes de cambiar la ley que les impide simultanear dos cargos ya no va a producirse: si acaso, quedará en el limbo del recurso al Constitucional. Quizá es lo mejor que puede sucederle a Juan Ignacio Zoido, porque ahora va a tener que emplearse a fondo en la Alcaldía frente a una Administración autonómica en la que la entrada en su gobierno de Izquierda Unida permite augurar las facturas políticas que le van a pasar al regidor sevillano. Si confiaba en que un Consejo de Gobierno presidido por Javier Arenas iba a ponerle fáciles las cosas, cuanto antes se olvide de esa quimera, mejor no sólo para él sino para la ciudad cuyos destinos rige desde mayo pasado.

Se acabaron las excusas. El endiablado calendario electoral había impuesto un exceso de cautela en la acción de gobierno municipal hasta ahora para no dar ningún paso en falso que perjudicara las expectativas del PP primero en las generales de noviembre y más tarde en las autonómicas de ayer domingo. Bien, el horizonte electoral queda despejado en Andalucía hasta 2015… siempre que a Rajoy no se le atragante la huelga general del jueves, la victoria socialista en Andalucía no frena sus planes para embridar el gasto autonómico y los mercados no terminan de volverse escépticos y reclaman más carnaza de la que el PP estaba dispuesto a entregarles.

Bien, ahora es el momento de ver a los grandes políticos. Zoido tiene ante sí el desafío de crecerse y hacer crecer a la ciudad cuyo Ayuntamiento gobierna. Enfrente, una cabriola del destino ha resucitado de golpe a sus rivales en el consistorio: Juan Espadas ha dirigido la campaña del PSOE y el triunfo de Griñán le vale de indulto por la traición a Rubalcaba en el congreso federal; Torrijos se ha venido también arriba como toda Izquierda Unida.

Los días de vino y rosas con el electorado han pasado a la historia y ahora tiene que empezar a demostrar que tiene recursos para cumplir las promesas sin temor a que las medidas impopulares –la anunciada huelga de Lipasam de Miércoles a Sábado santos, para empezar– puedan estropearle un triunfo electoral que no se ha producido. La empopada se ha detenido justo a las ocho de la tarde de ayer domingo y ahora tendrá que pedalear con el viento de cara. ¿Quién dijo miedo?

26/3/12

Written by cardomaximo

26/03/2012 at 10:21

Lo cortés no quita lo osado

leave a comment »

DE JUAN JOSÉ Cortés siempre quedará el ejemplo de templanza ofrecido con ocasión de la desaparición primero, y el homicidio probado después, de su hija Mari Luz. Si entonces asombró por la capacidad para templar ánimos ajenos, más asombro causó conocer que se le habían destemplado los propios en una disputa familiar que sus más allegados habían tratado de resolver a tiro limpio. Vaya lo uno por lo otro.

Tan verdad como que todo lo que ha rodeado después al personaje público construido tras la muerte de su hija ha estado teñido de populismo, mesianismo y demagogia: un cóctel explosivo para manejarse en política, que es donde, por lo visto, quería llegar y donde finalmente ha llegado.
Bueno, tampoco se le puede juzgar por eso: cada quien es muy libre de fijarse en la vida las metas que prefiera. Y este hombre ha elegido trabajar en la construcción del Reino de Dios en la tierra desde una pequeña iglesia erigida en El Manchón a la mayor gloria de él. Quede la mayúscula del pronombre a elección del lector. Y como las creencias de cada cual son muy respetables, tampoco se le puede afear nada en ese sentido.

¿Qué queda entonces para examinar su contratación como asesor del grupo municipal del PP en materia de exclusión social y barrios marginales? Nada más y nada menos que su propia competencia para el puesto, exactamente el mismo rasero con el que medir a cualquiera al que la Administración le pague el sueldo para el desempeño de un cargo. Ahora bien, no hay título universitario ni diploma acreditativo que certifique las habilidades de Cortés como mediador, más allá de sus plausibles apelaciones al consenso y una cualidad innata en él que a nadie se le escapa. ¿Es por eso por lo que se le está contratando: porque es uno de ellos, para decirlo de un modo que no hiera susceptibilidades?

En el fondo, el reproche que la opinión pública le está dirigiendo a Zoido y a su equipo tiene que ver con la intuición de que se está usando un cargo público costeado con dinero del contribuyente para pagar favores políticos. No importa si el contratado tiene o no estudios, si es gitano o cuarterón, si cree en un único bautismo para el perdón de los pecados o es líder de su propia iglesia. Lo que la ciudadanía no entiende es que el PP abone con el dinero de sus impuestos los compromisos de partido a que hubiera llegado con Cortés. Y todo lo demás es osadía –que no valentía– para colgarse, a tres días de las elecciones, del brazo del tan conocido como controvertido asesor.

23/3/12

Written by cardomaximo

24/03/2012 at 10:24

¿Y ahora se va a poner a llover?

leave a comment »

LA PREVISIÓN meteorológica de la Semana Santa se vocea ahora por las redes sociales como antes se hacía con los periódicos de papel por la calle, cuando no había quioscos y sí miles de pordioseritos que se ganaban una perra chica por cada ejemplar que vendían. Ha sido colgar la predicción para las dos próximas semanas y no habrá ya capillita que no se haya enterado de que la probabilidad de chubascos se concentra entre el Viernes de Dolores y el Lunes Santo. Es un signo de los tiempos. En el doble sentido: lo habitual es que la primavera entre con inestabilidad atmosférica y propicie jornadas de chaparrones; lo actual es que nos adelantemos todos a lo que ha de suceder y nos pongamos a pontificar del porvenir como si nos fuera dado saber qué deparará. Para qué andarnos con disimulos: esta misma columna, sin ir más lejos.

La meteorología es una ciencia (para nada exacta, eso no hace falta ni decirlo) que ahorra miles de millones de euros con sus pronósticos: los aeropuertos saben si habrá niebla a la mañana siguiente, los ferroviarios si se encontrarán nieve sobre los raíles por la noche, los agricultores si conviene esperar unos días para la sementera, los gestores de embalses si conviene ir abriendo las compuertas y los hoteleros si se les van a caer las reservas ante un fin de semana desapacible. Anticiparse a meteoros adversos forma parte de la gestión ordinaria de servicios públicos, negocios e inversiones en las que están en juego vidas humanas en el peor de los casos y dinero, cuando menos. Así que a todos ellos les conviene saber cuanto antes el tiempo que hará para prever las contingencias oportunas.

Pero, ¿a las cofradías qué más les da? ¿Alguna va a dejar de comprar los claveles porque se avecina una borrasca?, ¿hay alguna hermandad que deje de contratar a los músicos si intuye la lluvia dentro de catorce días?, ¿deja algún prioste de montar los pasos o fundir la cera?, ¿se suspende el reparto de papeletas de sitio?, ¿el diputado mayor de gobierno se ahorra la confección de las listas? ¿A que no?

Pues entonces, queridos cofrades, dejad de atormentaros con el pensamiento del titular. El Jesús del evangelio hispalense diría: ‘Cada día tiene su afán y su propio chubasco. Ya se verá si salimos cuando llegue el momento. Para qué sufrir hasta tanto’.

22/3/12

Written by cardomaximo

23/03/2012 at 09:17

El año que viene, la biblioteca

leave a comment »

EL NUEVO RECTOR de la Hispalense, Antonio Ramírez de Arellano, se ha estrenado en el cargo
suspirando por la biblioteca que ya no será en el Prado de San Sebastián igual que los judíos celebran su Pascua soñando con estar el año siguiente en Jerusalén. El asesino siempre vuelve al lugar del crimen, pero, francamente, sorprende en esta ocasión que lo haga con la sangre de la víctima aún caliente. En este caso, lo que chorrean son los millones que la Universidad ha enterrado en un proyecto que se encontró con la oposición vecinal y que el Supremo tumbó definitivamente por mucho que el nuevo rector se empeñe en resucitar ese Golem, con pilares inclinados y recovecos imposibles.

De todo el comunicado en el que se anuncia un emplazamiento alternativo rotulado con el nombre de Antonio Machado y Núñez en la avenida de Eritaña en vista de que el Supremo no admite ni un pase, hay una frase reveladora de la ensoñación en que ha vivido la Universidad de Sevilla desde que se emperró en plantar allí «un gran espacio cultural abierto a todos los ciudadanos» sin preguntarle a los que vivían al lado: «Este edificio emblemático fue diseñado por la prestigiosa arquitecta angloiraquí Zaha Hadid para integrarse en el Prado». «Integrarse» debe considerarse un eufemismo simpático, una de esas palabras caprichosas que revelan el pensamiento profundo de quien las pronuncia ya que es la imposible integración del proyecto en el PGOU vigente la que determinó su suerte por orden judicial.

En resumidas cuentas, el nuevo rector viene a traspasar la responsabilidad a la ciudad de vuelta de aquel papelito con el que su antecesor exoneró al consistorio por consejo del secretario municipal para no verse implicado en la reclamación que ha dado al traste con el proyecto. «Si existiera actualmente una decidida voluntad por parte del Ayuntamiento de Sevilla…», «…si el Ayuntamiento estimase la posibilidad de un aprovechamiento cultural de las infraestructuras existentes…», «…el proyecto cultural para el Prado queda en manos del Ayuntamiento…»

Ahí la llevas. Tú veras lo que haces. Y el año que viene, la biblioteca abierta. Sólo que los judíos se pagan ellos las copas que rompe el novio en la boda sin pretender endosarle a nadie la factura de los vidrios quebrados.

21/3/12

Written by cardomaximo

22/03/2012 at 09:02

Una noticia de fútbol

with one comment

CUESTA ENCONTRAR la noticia, porque viene en una página escondida de las que los periódicos locales dedican al fútbol no modesto, sino modestísimo, el de esos clubes que juegan por amor al deporte. En medio del tráfago de la campaña electoral, la conmemoración del bicentenario constitucional y el gol de Cazorla al Madrid en el último suspiro, queda, más que perdida, arrinconada en ese desván repleto de cachivaches que son algunas páginas.

Pero allí estaba el titular por el que un equipo de fútbol base solicita la presencia de la policía la próxima vez que tenga que jugar en el campo de un rival de competición. La última vez, a su equipo de alevines (chavalines entre 10 y 11 años) los agredieron al término del partido y tuvieron que salir por piernas del campo sin pararse a recoger la ropa ni el material. Y el club atacado no está dispuesto a que eso mismo les pase a sus equipos de ¡benjamines! (hasta 9 añitos) y ¡prebenjamines! (entre 7 y 8 años).

La Federación Sevillana de Fútbol ha dado de plazo hasta las cuatro de la tarde del miércoles 21 para presentar alegaciones, pero de momento ha clausurado la cancha donde se produjeron los incidentes mientras se resuelve el expediente en curso. Asomarse a las páginas del comité de competición de esas categorías en las que los críos aún juegan por puro placer es pasearse por el museo de los horrores antideportivos: árbitros apedreados, equipos hostigados, entrenadores que retiran por las bravas a sus jugadores disconformes con el trencilla…

Cada fin de semana, centenares de niños saltan al campo a disfrutar del deporte que les apasiona… temerosos de que la hinchada contraria la tome con ellos y lo señale con el dedo. Ya tienen asumido que sus padres tendrán que aguantar en la banda los insultos, el menosprecio y las amenazas más o menos veladas de los progenitores del equipo rival.

Lo que podría ser un saludable ejercicio educativo a través del deporte queda subvertido por un puñado de energúmenos que confunden el ánimo a los jugadores propios con el desprecio al adversario en el terreno de juego. Esa es toda la enseñanza que se destila en esas categorías inferiores: odio contra los rivales, acoso a sus seguidores y agresión al que interpreta el reglamento. ¿Cómo esperamos que nos salgan los chavales después?

20/3/12

Written by cardomaximo

21/03/2012 at 09:13

Griñán, solo ante la historia

leave a comment »

Quedan pocos días de campaña electoral para las autonómicas del domingo 25 de marzo. Las primeras que se celebran por separado desde 1996 y las primeras en que las encuestas dan como claro vencedor al Partido Popular rompiendo así una hegemonía política de tres décadas. Las urnas todavía no han hablado, es evidente, pero el rumor que sube de la calle sentencia al PSOE y a su candidato Griñán: sencillamente, hasta aquí llegó el hartazgo. Ya se verá si eso se traduce el último día de la semana en una mayoría absoluta del PP o Arenas se queda con la miel en los labios. Cualquiera podría imaginar, a la luz de estas circunstancias ciertamente históricas, que Andalucía estaría viviendo una efervescencia política, una agitación ciudadana y una movilización electoral que la Historia sólo guarda para sus mejores momentos.

Pero nada de eso se percibe en el ambiente. Al contrario, es tanto el cansancio con la situación económica, es tanto el hastío a que ha conducido la política clientelar socialista todos estos años, es tanto el aburrimiento soberano que han inoculado como una vacuna en el cuerpo social con precisión de alergólogo todos estos años que ahora se les vuelve en contra. El PSOE se encuentra ahora con un electorado desmovilizado, con una militancia agotada y una dirigencia que afila sus cuchillos para resolver sus diferencias cuanto antes nada más culmine el recuento electoral. Pretender, como hace Griñán, que por puro voluntarismo las encuestas vayan a darse la vuelta en seis días es un ejercicio estéril al que probablemente está obligado el candidato, pero que conduce a la melancolía en todos cuanto le rodean.

Habíamos suspirado tanto tiempo por una campaña netamente andaluza en la que debatir las cuestiones propias sin que la discusión se viera mediatizada por la contienda nacional como había sucedido en los últimos tres lustros, que la decepción es aun mayor. No hay cuestión andaluza por dos motivos: porque la crisis y la corrupción lo anegan todo como esos ríos desmadrados que arramblan con todo cuanto está junto a sus cauces desbordados y porque el PSOE se ha empeñado en identificar su política con Andalucía durante los últimos 30 años machihembrando la una a la otra de modo que no se percibiera alternativa alguna a su modelo.

En cuanto el viento de la prosperidad ha dejado de soplar, el sistema político se ha parado en seco y los electores han percibido con nitidez que el partido gobernante se muestra incapaz de introducir las reformas que Andalucía necesita para volver a encarrilar su economía. El PSOE –esta es una característica de los regímenes, sea cual sea el sustrato ideológico nutricio– da la impresión de ser un partido petrificado, encastillado en una posición numantina que no le ayuda en absoluto a seducir al electorado.

El inmovilismo de Chaves y la impotencia de Griñán lo han conducido al presente callejón sin salida en el que los votantes lo identifican con el pasado mientras ven a su rival como la opción de futuro. Y eso es lo peor que le puede pasar a una organización política, porque implica que ya no es útil para la sociedad, que no va a dudar en deshacerse de esa pesada carga en la primera oportunidad que se le presente.

Con independencia de a quién se vota o qué ideas se defiende, todo el que tiene a mano a un periodista lo somete al mismo interrogatorio con ánimo exclusivo de remachar la certeza de un cambio de ciclo: «¿Van a ganar?». Pero lejos de expresar temor o preocupación, la pregunta busca una reafirmación asertiva. Se da por hecho que el PP va a salir triunfador y sólo se inquiere por el tamaño de la victoria.

Por eso sorprende todavía más la actitud del PSOE en una campaña que se presumía crucial para sus intereses. Los reiterados errores de Griñán no pueden tomarse como aislados episodios de empecinamiento individual en estrategias mal elegidas, sino como la constatación de que el capitán de la nave no está muy ducho con el gobernalle, desconoce el mejor aprovechamiento de los vientos y las corrientes marinas, se empeña en costear con grave riesgo de encallar y titubea en el gobierno de la tripulación. Así que el PSOE se encuentra en el momento más decisivo de su historia reciente con un aprendiz de capitán a los mandos del poderoso navío de línea que todavía es el PSOE.

Como al PP le conviene esa campaña de tono bajo y perfil menor, al final no hay nada que hacer. Ni promesas electorales, ni ofertas a los electores, ni debate presupuestario ni modelo de gestión del Leviatán autonómico, nada de nada. El PSOE ha planteado una campaña tan a la defensiva que, como le ocurre a esos equipos de fútbol temerosos ante el rival favorito, se le hace muy cuesta arriba pasar del medio del campo para proyectarse en ataque.

Con cuatro vídeos y una caterva de tuiteros no se ganan (todavía) las elecciones. A Griñán lo han dejado los suyos (empezando por los viejos amigos, que no quieren ni cruzarse por la calle con él) solo en la plaza para que la responsabilidad del desastre sea sólo suya. Ya ni siquiera intentan disimular que les parece un general atrabiliario e imprevisible, justo lo contrario que uno esperaría del último defensor de la otrora inexpugnable línea Maginot.

19/3/12

Written by cardomaximo

20/03/2012 at 09:18

Carmen Tovar y el discurso tramposo

leave a comment »

Es obligado referirse al mitin político en horario lectivo dentro de las instalaciones del instituto El Majuelo de Gines pronunciado por la delegada de la Junta Carmen Tovar para aleccionar a los estudiantes. Y se hace obligado porque hay que desmontar de una vez por todas esa falacia de segregar a la población en función de la educación que prefieren para sus hijos. No es cuestión de ricos y de «ciudadanos en general» como astutamente sostenía Tovar, sino de padres preocupados por la calidad de la formación de sus hijos (con independencia del carácter o el ideario del centro educativo) y de quienes ven en los años de aprendizaje (no importa en qué centro, el caso es que estén recogidos los críos) una manera liviana de soportar la pesada carga de los hijos. Esa es la divisoria.

19/3/12

Written by cardomaximo

19/03/2012 at 12:51