cardomaximo

Columnas periodísticas, intervenciones radiofónicas, escritos…

Archive for junio 2012

Elogio del número dos

leave a comment »

PUEDE QUE no sea un orador vibrante de los que enardecen al auditorio, quizá no sea el mejor parlamentario de la Cámara andaluza, probablemente no tenga el carisma que se lleva de calle a los militantes con sólo sonreírles y seguro que no le acompaña un físico de los que enamoran al electorado, pero nada de eso puede explicar el vacío en que el PP andaluz ha envuelto la despedida de quien ha sido, con diferentes nombres, el número dos del partido en los últimos trece años.

Ya se sabe que el número dos no tiene quien le escriba. El uno es el número de los ases; el tres simboliza la trinidad divina; el cuatro marca los puntos cardinales; el cinco es la mitad del perfecto diez igual que el seis representa la media docena; el siete es el número completo, símbolo de la infinitud; el ocho, al menos, es el cubo menor de todos y el nueve está tan cerca del diez que lo roza. Sólo el número dos sufre su suerte maldita de estar siempre opacado por el campeón.

El señor Sanz, don Antonio, ha cargado con esa cruz. Y con todas las que querían echarle encima: para unos era epítome del señoritismo (no conocen Jerez, desde luego) por los modales y la vestimenta y para otros, la prueba que refutaba la meritocracia por mantenerlo por mantenerlo al frente del cuadro de mandos del partido. Ahí ha estado todo este tiempo, apagando fuegos, proponiendo componendas internas, fajándose con los medios, sofocando revueltas y dando la cara a riesgo de que se la partieran en público cada vez que los exquisitos se ponían de perfil no les fuera a manchar la ropa tanta inmundicia como hay por desenterrar.

Los malpensados pinchan esta vez en hueso. Nunca, y espero que así siga, he tenido relación con él más allá de lo pura cortesía. Cierta vez que coincidimos en una mesa redonda hace seis o siete años le canté las cuarenta: por mucho que hicieran, el PP no iba a ganar en Andalucía hasta que el electorado no sintiera la necesidad de un cambio político. Así fue.

Sólo después de todo lo que pasó el día del Corpus, e involuntariamente a través de terceros, he sabido del atento seguimiento que dispensaba a mis opiniones, no siempre coincidentes con las suyas.

En el PP lo echarán de menos. Es relativamente fácil aprender a ser el primero. Lo verdaderamente difícil es saber ser un discreto, leal y esforzado número dos.

21/6/12

Written by cardomaximo

22/06/2012 at 09:48

Sin valientes no hay democracia

leave a comment »

UN FRAILE amigo, con ánimo más que provocador, sostenía completamente en serio que, durante la dictadura franquista, la democracia se refugió en las comunidades de propietarios y en los conventos, únicos reductos donde se podía elegir ya fuera el color de los toldos de la fachada o a la madre abadesa. El caso es que los conventos se nos vaciaron y los condominios se nos quedaron entrampados por culpa de los morosos. Así que cuando llegó la democracia, en realidad nadie sabía como usarla. Y menos que nadie, los sevillanos.

Allí donde hay un proceso electoral, donde se abre el plazo para confrontar libremente opiniones –esto último suena a espíritu del Doce de Febrero clavado-, embarranca la democracia interna. No hay más que desparramar la vista alrededor para darse cuenta del largo camino que nos falta para admitir opiniones diferentes a las nuestras y que no pasa nada por defenderlas abiertamente.

Se va Arenas del PP y en vez de propiciar una discusión dialéctica de la que saliera reforzada la nueva dirección, se impone el cierre de filas en torno al candidato que menos aristas presenta. Muestran los opositores del Ateneo –suerte de verdad, Anselmo Valdés- sus firmas contra el presidente Alberto Máximo Pérez Calero y ellos mismos se disculpan por no poder anunciar los nombres de preclaros sevillanos que les dan su apoyo, pero prefieren que no se sepa por ahora, que ya será hora de acudir en auxilio del vencedor… sea quien sea.

Qué sevillano esto de prestar en privado el apoyo con tal de no señalarse en público. Si lo sabrá Rafael Medina, al que le habían dado las palmaditas cargadas de ojana de rigor cuando lanzó su candidatura al Consejo de Cofradías y ha tenido que plegar velas antes de hacerse al proceloso Mar de los Sargazos porque una cosa son buenas palabras y otra, votos con nombre y apellidos.

No falla. Basta que alguien alce la voz y exponga sus puntos de vista sobre cualquier aspecto para que en seguida le toquen las palmas por “valiente”, pero sin ir más allá en el compromiso ni a favor ni en contra de las opiniones vertidas no vaya a ser que siente mal, según a quién. En realidad, para estar a tono con la hipócrita y cobardona sociedad civil sevillana, esta columna debería publicarse sin firma, pero qué le vamos a hacer: uno ya está acostumbrado a que le llamen “valiente”.

20/6/12

Written by cardomaximo

21/06/2012 at 09:42

Una y no más… Santo Tomás

leave a comment »

POR LO LEÍDO en estas mismas páginas, gracias a la pluma siempre certera de Francisco Javier Recio y Teresa López Pavón, el Ayuntamiento de Sevilla quiere salvar el marchamo de calidad de los tres monumentos Patrimonio de la Humanidad prometiendo que el rascacielos de la isla de la Cartuja será el primero y el último que profanará las vistas monumentales de la ciudad. Una y no más, Santo Tomás. Es de imaginar la gran decepción que se van a llevar los promotores de decenas de rascacielos que aguardaban turno para su edificación -¿cómo, que no había oído usted hablar nada de ellos? Toma, como que lo llevaban en secreto- y la enorme satisfacción de los propietarios de la Torre Pelli, que no sólo van a tener las bendiciones oficiales sino que van a dominar las alturas de la ciudad en régimen de monopolio ad infinitum. Desde luego, si a Zoido no le gustaba el edificio de la Cartuja, qué bien lo disimula.

El argumento, por lo leído, está copiado de Colonia, que se comprometió a no levantar más rascacielos para que no excluyeran su impresionante catedral del mismo selecto club de la Unesco. De momento, junto a la catedral donde se encuentra la tumba de los Reyes Magos -que aquí sacamos a pasear con la fresquita- hay dos o tres aparcamientos públicos cada uno con 2.000 o 3.000 plazas y una estación de trenes como Santa Justa a cien metros en línea recta. Y ahora seguimos hablando de las calles peatonales, del poderío económico del centro comercial, de las iglesias románicas y hasta del monumento a Blancanieves, si hace falta.

Es decir, en Colonia, el compromiso de no erigir más rascacielos llevaba aparejada una renuncia real por parte de la ciudad. Aquí, en cambio, la promesa de no levantar más rascacielos es un brindis al sol porque ya no va a haber más alcaldes megalómanos que sueñen con un distrito financiero ni más cajas de ahorro que sueñen con plantar su sede en un hito arquitectónico. Aquí, de lo que se trata, es de colar el rascacielos como sea.

El argumento de que será el último vale para cualquier cosa que nos quieran hacer tragar: el dragado del estuario del río, uno y no más; un aparcamiento en la Alameda, uno y no más. ¿O no dijeron eso mismo de la biblioteca del Prado, que una y no más? Disculpen, pero me quedo con la segunda parte del refrán. Como Santo Tomás, no creeré que están en contra del rascacielos hasta que no vea paradas las obras.

19/6/12

Written by cardomaximo

20/06/2012 at 10:01

Al rescate del PP andaluz

leave a comment »

La casualidad –o no, que diría Rajoy- ha querido que el anuncio de la marcha de Javier Arenas de la presidencia del PP andaluz haya coincidido con el rescate a la banca española mientras arrecian las voces exigiendo al Gobierno español un incremento del tipo medio del IVA al que el ministro Cristóbal Montoro se opuso con todas sus fuerzas nada más aterrizar en Hacienda por entender que una subida de los gravámenes del IRPF tendría mejor venta política de cara a las decisivas elecciones autonómicas del 25 de marzo en las que el PP andaluz se jugaba desbancar al hegemónico PSOE.

Según la evidencia que se va abriendo paso, dos de los mayores errores de Rajoy en la gestión de la crisis –retrasar el presupuesto hasta después de los comicios andaluces y subir la tributación de las rentas antes que el IVA- obedecieron a una estrategia que, a la postre, resultó igualmente fallida: el PP no gobierna Andalucía y se hace inevitable modificar al alza el tipo impositivo del impuesto sobre el consumo final.

Así que, en medio de esta tormenta, el PP se dispone a sumar otro error a la dimisión de Arenas –al que nadie podrá reprocharle nunca su entrega personal para combatir hasta vencerle en las urnas al Leviatán socialista aquende Despeñaperros- en momento tan crítico. El error no es otro que poner el partido en manos del alcalde de la ciudad más importante que gobierna en Andalucía.

No es por Juan Ignacio Zoido, a quien le sobran virtudes de gobierno y como candidato en la oposición por más que su experiencia como secretario general novato no fuera demasiado halagüeña, sino por el cargo. Si además, el alcalde de Sevilla tiene que renunciar a la presidencia de la FEMP desde cuya plataforma se anunció que trabajaría también por los sevillanos, el error se vuelve mayúsculo.

El cálculo inicial de que se trata de un presidente regional de transición hasta que cuaje –si es que cuaja, claro- un liderazgo en el centroderecha andaluz puede saltar por los aires en el momento en que a Griñán le dé por convocar elecciones anticipadas (a partir de abril de 2013, para ser más exactos) para deshacerse del incómodo abrazo de Izquierda Unida y de la oposición mayoritaria del PP: ¡pero si ya hay mayoría de encuestados que dice haber votado al PSOE en las últimas elecciones cuando es estadísticamente imposible el dato!

Con Zoido a media salida –descontando que el Tribunal Constitucional les permita a los alcaldes seguir siendo parlamentarios-, el PP se encontraría en la peor de las hipótesis: sin candidato y sin opciones. Todo el trabajo de Arenas en los últimos dieciocho años se vendría abajo sin remisión, rodando cuesta abajo como la piedra de Sísifo que el PP andaluz está obligado a subir de tanto en tanto como un suplicio político.

De entre todas las opciones posibles –si bien es cierto que el abanico tampoco era muy amplio-, el PP andaluz ha elegido la peor: reeditar aquella presidencia a medias de Teófila Martínez con un pie en el Hospital de las Cinco Llagas y otro en la calle San Fernando, pero con la cabeza todo el rato en la plaza de San Antonio de Cádiz. Zoido, eso sí, lo tendrá todo más a mano y podrá formar su propio equipo, toda vez que se ha quitado de en medio (previendo lo que se avecinaba) Antonio Sanz, quien siempre ha ejercido de albacea de Arenas. Pero esas ventajas son tan ridículas que se quedan en nada.

El PP andaluz sabe –otra cosa es que lo quiera decir en voz alta- que no puede presentar a Zoido de candidato en unas autonómicas. El hecho de ser alcalde de la capital lo invalidaría a los ojos de muchos votantes de fuera de Sevilla que le reprochan al partido un centralismo de nuevo cuño.

Pero, con ser grave, no es lo peor. El PP intuye –en esto no hay certeza que valga- que una distracción de Zoido durante los tres años que le quedan de mandato en la Alcaldía le podría costar el cargo en 2015 frente a un PSOE recompuesto y sin el lastre de Monteseirín sobrevolando las urnas. Así que, en línea con su habilidad manifiesta para complicarse la vida, acaban de ponerle a Zoido delante de la mayor distracción que podían buscarle: pastorear al partido más votado de Andalucía por la nueva travesía del desierto que tiene por delante.

A la vuelta de tres años, el PP puede caer en la cuenta de que desvestir un santo para vestir otro suele ser la manera más sencilla de desnudarlos a los dos. Tal es el paso que se proponen dar si nadie acude antes a rescatar al PP andaluz de su propio éxito.

18/6/12

 

Written by cardomaximo

19/06/2012 at 09:51

El portavoz de IU y su atuendo deportivo

with 2 comments

El portavoz parlamentario de Izquierda Unida, José Antonio Castro, se presentó el jueves en el Parlamento con una camiseta “republicana” de la selección española de fútbol con el morado como color base. Increíblemente, nadie le llamó la atención. No por los colores o el simbolismo o lo que él quiera que signifique esa zamarra, sino por la evidente falta de compostura en el vestir para penetrar en el sancta sanctórum de las leyes autonómicas. Sencillamente, al Parlamento no se puede ir con camiseta deportiva, del mismo modo que los futbolistas no juegan con traje y corbata. Toda liturgia –y el Parlamento lo es- exige sus ornamentos. Quien no esté dispuesto a entenderlo, mejor que no participe.

18/6/12

Written by cardomaximo

18/06/2012 at 10:23

Una de héroes cotidianos

leave a comment »

SEGURO QUE la muchachada apiñada bajo las setas de la Encarnación en torno a la pantalla gigante en que siguió el partido de fútbol entre España e Irlanda coincide en señalar como héroes a los futbolistas que ganaron el Mundial de Suráfrica después de haber triunfado en la Eurocopa de Suiza y Austria. Heroicidad, quién lo puede dudar, sería colgar una bandera rojigualda del tamaño de la que da la bienvenida a los aficionados en el Casco Viejo de San Sebastián en vez del pabellón hecho jirones con que los amigos de los etarras pretenden hacer cumplir la ley que les obliga a izar la insignia nacional en el mástil del Ayuntamiento.

No muy lejos de la Encarnación, en la sede social todavía de Cajasol, se hablaba de otros héroes alejados de la épica deportiva o los golpes de patriotismo en el pecho. El Centro Regional de Transfusión Sanguínea homenajeaba a sus grandes donantes, los que han cumplido las cifras redondas de 50, 75 y 100 donaciones en el Día Mundial de la Donación de Sangre. El lema de esa jornada resumía el espíritu que animaba la celebración: “Cada donante, un héroe”.

Decenas de historias anónimas, de héroes corrientes y molientes que han hecho del altruismo una forma de vida para brindar a quien la necesite su propia sangre, imposible de sintetizar en el laboratorio. Heroísmos como el de la hermandad de penitencia del barrio de Torreblanca, que es la que más donaciones consigue entre todas las de Sevilla a través de sus tres colectas anuales. O el de los vecinos de Pedrera, que se aúpan al primer puesto de donaciones de hemoderivados por mil habitantes. O de Eugenio Baisón, que mantiene la plusmarca de veces que ha ofrecido su brazo para donar sangre.

La gala contó con la participación de artistas –María José Santiago, Las Seventies, Los Morancos, la payasa Yupita- que, no podía ser de otro modo, actuaron de forma altruista para deleite de los invitados.

Deportistas –Monchi por el Sevilla y el histórico Telechía por el Betis-, cuerpos de seguridad, periodistas, coordinadores, voluntarios y médicos fueron agradeciendo uno por uno a los grandes donantes de la provincia su heroísmo. El paroxismo llegó con Jorge Cadaval improvisando sobre la marcha una letra ad hoc del ‘Bésame mucho’ que cantaba María José Santiago: “Dóname mucho, que tú donando me das la vida otra vez”.

15/6/12

Written by cardomaximo

16/06/2012 at 11:37

Publicado en ciencia, costumbres, sanidad, sevilla

Tagged with ,

Los Reyes Magos de las chanclas

leave a comment »

LOS REYES MAGOS regresan a Sevilla. Los ha traído de vuelta el Ayuntamiento de la ciudad con la segunda parte de la campaña de promoción turística “En Sevilla, como un rey” que tanto dio que hablar en diciembre pasado. Se trata de otro vídeo con los mismos protagonistas, pero aliviados de ropones y armiños como corresponde a la indumentaria del inminente verano.

Aquí están los tres Reyes Magos de nuevo posando en Isla Mágica, en el puente de Triana, en la Judería y… ¡lagarto, lagarto! delante de las setas de la Encarnación. Si el primer vídeo levantó de sus butacas a los espectadores, éste promete volver a sentarlos de pasmo. Ya sólo falta, para rematar el ciclo, que el Ateneo se deje de pamplinas –¡y anda que no tiene!- y escoja a estos tres actores con estas mismas caracterizaciones para la cabalgata del 5 de enero. Ahí dejo la idea por si a alguien le sirve.

Personalmente, me agrada el montaje. Veo una luz blanca y tenue que invita a viajar a Sevilla, veo los rostros felices de los actores que encarnan a Melchor, Gaspar y Baltasar como máxima expresión de la alegría de venir a la ciudad, veo los reclamos monumentales bien seleccionados y, sobre todo, veo una muy sana prueba de reírse de uno mismo con el plano de los tres magos junto al banco de forja donde en el anterior vídeo incurrían en el pecado capital de la pereza con esa secuencia de la galbana que remataban con aquel “ojú” que tan mal sentó. Así que, como en boca cerrada no entran moscas, esta vez no dicen ni pío para que no se les pueda reprochar nada, pero se les entiende todo.

Lo que menos me gusta del vídeo es el vestuario. Presentar a las majestades de Oriente en pantalón corto es una invitación al camiseteo que nos invade con esas legiones de turistas de mediopelo cargados con esas mochilas tan horrorosas que parece que están haciéndole a alguien la mudanza gratis.

“Hala, vamos a Sevilla”, pensarán las miles de criaturitas del cinturón de Madrid que se pasean por los centros comerciales del extrarradio con esos pantalones piratas hasta la pantorrilla peluda y sus chancletas de goma mostrando las uñas engurruñadas. Hala, a Sevilla, la meca de los pantalones… pero cortos. ¡A ver cuándo hacéis un vídeo con la gente de esmoquin, carnes mías!

 

 

14/6/12

Written by cardomaximo

15/06/2012 at 09:29